Está Cristina. Una crónica en el Instituto Patria

-¿Está la jefa?

Damián es el fotógrafo de la revista Marfil. Ni bien llegó a la puerta del edificio de la calle Rodríguez Peña 80 donde funciona el Instituto Patria, a media cuadra de la Plaza del Congreso, se anunció.

-Soy el fotógrafo de una revista, vamos a entrevistar a Claudio Morresi y quedamos en encontrarnos acá.

El custodio de la puerta le dice que todavía no llegó, pero que tiene que estar por aparecer en cualquier momento. Entonces Damián tira su pregunta, la que abre esta crónica, esa que venía pensando desde que supo de la entrevista.

-Sí, ahora tiene que estar por bajar.

Cuando llegan dos de los redactores de la revista, Damián los recibe con la noticia.

-Compañeros, está Cristina y va a bajar ahora.

El Instituto Patria es un edificio de tres pisos que el kirchnerismo transformó en una especie de bunker. En el instituto se dan cursos y se organizan charlas o eventos, entre otras cosas. Pero sin lugar a dudas, es el espacio desde el cual la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner hace política. Es común que la vereda de Rodríguez Peña esté colmada de movileros haciendo guardia. Pero este jueves ocho de noviembre nada parece indicar que en pocos minutos va a salir a la calle la primera mujer que gobernó la Argentina elegida por el voto popular.

Pero todavía falta para ese momento. Ahora, mientras los tres jóvenes esperan, se abre la puerta y sale el diputado nacional y referente del radicalismo no alineado con el gobierno de Macri, Leopoldo Moreau. ¿Habría que hacer el contacto para poder entrevistarlo en algún momento? Mientras los integrantes de la revista Marfil se hacen esa pregunta, Moreau se aleja. Juan José se decide y lo corre hasta llegar a cortarle el paso. Consigue sacarle el número de teléfono para una próxima entrevista.

-¿Van a ser ustedes tres solos? -pregunta el hombre que cuida el ingreso al instituto. No tiene aspecto de guardaespalda. No es musculoso, no usa traje sino una camisa gris y unos pantalones de jean, tiene una estatura media y se maneja con cierta amabilidad. Sin embargo, impone una cuota de rigor.

-Falta uno. Vamos a ser cuatro.

-No los quiero acá en la puerta. Decile a tu amigo que corra. ¿Cómo se llama?

Mientras ingresan al instituto y los acomodan detrás de una soga que va desde la puerta hasta una larga escalera de madera que lleva al primer piso y por la que bajará ella, Sebastián le manda un mensaje a Patricio, que salió del trabajo y se metió rápido en el subte para llegar cuanto antes a la entrevista. El audio de Whatsapp dice: “Metele pata que está Cristina. Le dimos tu nombre al tipo de la puerta para que puedas entrar”.

Patricio no toma muy en serio el mensaje. No cree que puedan ver a Cristina. En consecuencia, baja del subte y no corre.

Antes que Patricio, llega Claudio Morresi, ex jugador de futbol, director técnico y Secretario de Deportes entre el año 2004 y el 2014, con quien habían coordinado una entrevista.

Claudio Morresi jugaba en River cuando ya iba a dar clases de futbol al club Arturo Jauretche, cercano a la villa miseria 21-24, de Parque Patricios. Damián, el fotógrafo de la revista, se crió en el barrio de monoblock Comandante Tomás Espora, cercano al club. Era solo un chico cuando Claudio lo entrenaba en el humilde club en honor al dirigente fundador de FORJA.

Los dos, Damián y Claudio, buscan un lugar con la luz adecuada para hacer las fotos. Llega Patricio, sorprendido porque cae en la cuenta de que efectivamente Cristina está en el Instituto Patria y hay gente que espera verla.

Hechas las fotos, nos sentamos en una de las oficinas del lugar, dispuestos a hacer la entrevista. Las paredes están cubiertas de cuadros con fotos o pinturas: Nestor y Cristina, Perón y Evita, Lula y algunos otros personajes políticos latinoamericanos. En el centro del salón, un busto de Nestor Carlos Kirchner tallado en madera.

La entrevista comienza muy trabada, interrumpida. Morresi nos avisa que “está ella” y que en cualquier momento va a bajar, por si quieren ir a verla.

Primero entra el periodista Javier “El Profe” Romero. Saluda a Morresi. Busca su mochila. Cuenta que en la semana le tocó oficiar de presentador en una conferencia del filósofo José Pablo Feinmann. Durante la charla, cuenta Romero, alguien vació su mochila, puso todo lo que había dentro en una mochila más barata y vieja, y se llevó vacía la suya, más nueva y cara. Al parecer, explica, hay gente que le gusta ir a conferencias a cometer este tipo de hechos delictivos.

La entrevista vuelve a empezar, pero ni bien se formula la primera pregunta lo llaman por teléfono. Morresi atiende. Hasta la oficina llega un murmullo desde la puerta del instituto.

-Vayan, vayan -dice el ex futbolista.

En todo el edificio se escucha el golpeteo de los tacos de la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner contra los escalones de madera de la escalera. Una señora atropella a todos queriendo llegar primera a tomar la mano de Cristina, decirle unas palabras y sacarse una foto. Camina, saluda a todos y cada uno de los que la esperaban, se toma algunas fotos y sale de edificio casi sin custodia, con un saco blanco y marrón, una cartera y el pelo suelto.

La entrevista sale mejor de lo que esperaban. Morresi es un tipo cálido, de hablar calmado, claro y pausado.

Salen del instituto y van a festejar con unas cervezas de por medio en el bar de la esquina.

Cerca de las nueve de la noche se despiden.

Podrá preguntarse el lector qué motivó a los integrantes de la revista a abandonar la entrevista que estaban haciendo e ir en búsqueda de conocer y sacarse una foto con una ex presidenta.

En tiempos de una nueva oleada de despolitización de la política, un grupo de pibes que ronda los treinta años, que terminó el colegio secundario durante la crisis de principio del siglo, cuando parecía que no había futuro para nadie, cuando parecía que todo estaba definitivamente destruido, perdido, todavía busca una respuesta en la política.

Muchos de los que se hicieron adultos durante el periodo kirchnerista todavía creen que es posible algo mejor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s