Viejas Locas y lo que nadie se animaba a decir

A los que estuvimos ahí nos parecerá imposible, pero en noviembre se cumplirán veinte años del primer recital de Viejas Locas en el estadio de Obras.

Pibes de todos los barrios de la Ciudad y de la Provincia de Buenos Aires caminábamos por Libertador y las calles aledañas al estadio yendo a ver la banda nueva, la que venía a decir eso que nadie decía, ni en la radio ni en la tele. La del sonido fresco, nuevo, duro, nuestro. Zapatillas de lona, pantalones de jean, flequillos, pañuelos. La previa y el recital tenían un color y una vida totalmente distinta a la que se puede ver en cualquier recital actual.

Ya habían sido teloneros de Los Rolling Stones, pero Obras era el lugar consagratorio.

Hubo muchos casos de compositores rupturistas a lo largo de los largos años de rock argentino y Cristian “Pity” Álvarez fue uno de los más importantes. El cantante y compositor de Viejas Locas, se animó con sus letras -según el criterio del autor de este artículo- a más de lo que ninguna banda masiva se había animado en la música argentina y lo hizo de una manera sistemática a lo largo de sus discos.

A mediados de la década del noventa Viejas Locas llegó para romper las barreras de lo que se podía o no decir en una canción.

A modo de argumento, puedo esgrimir que Señor Cobranza, canción de Las manos de Filippi y popularizada por Bersuit Vergarabat, fue grabada por primera vez en 1998 y el disco Cumbia Villera de Yerba Brava, el primero de ese estilo musical que también nació para mostrar la miseria en que habían sido sumergidos los barrios periféricos, es de 1999 y se haría popular a principios del siguiente siglo.

Viejas Locas saca su primer álbum en 1995, cuando el tejido social empezaba a deshacerse, pero los argentinos volvían a votar al gobierno que nos llevaría finalmente al estallido. Ese primer disco homónimo está compuesto por doce canciones duras, zarpadas, pícaras.

Un compañero del colegio me lo grabó en un casete. Era verano. Me encerré en mi cuarto y lo puse a reproducir en un grabador viejo

El disco arrancó así:

A nadie importa si yo cuido mi flor
yo la protejo contra el viento,
la riego un poco y la llevo al sol
y con su fruto…
intoxicado estoy y por las calles voy!
intoxicado estoy y por las calles voy!

Y terminó así:

Eva, yo te voy a hacer felíz.
Y del paraíso vamos a escapar
el flaco de barba nos quiere encerrar
conozco la historia, lo van a colgar
sacate la hoja, te voy a garchar!

La imagen puede contener: una persona, interior

Nadie se había animado a tanto. Quizás alguna banda de punk, pero sin alcanzar ese nivel de masividad o esa empatía con la juventud originada en el reflejo de lo cotidiano hecho canción.

Vale un fragmento de la canción Adrenalina a modo de ejemplo:

Adrenalina de ver la policía,
la lancha para y vos con la cosa encima.
Ellos no saben que tu condena se descartó
y los cagaste de nuevo.

Ese grupo de pibes del oeste de la Capital Federal hacían una música áspera y fresca, más cercana a AC/DC que a los Rolling Stones (guitaras y voces duras), emparentada con lo que le sucedía a los pibes de los noventa y que rompía barreras.

En una época donde la militancia política no era tan fuerte en la juventud, la rebeldía se canalizó a través de la música y la contracultura. Viejas Locas llevó eso al barro de a periferia. Una música de barrio bajo, en contraposición con la cultura rock argentina tradicional más relacionada con la clase media. El paisaje de los barrios de fábricas abandonadas contado con picardía y estilo.

Eran algo nuevo y alcanzaron algunos puntos altos, desde la música y las letras, de la mano de un líder sensible e inteligente, como lo fue “Pity” Álvarez.

Basta escuchar canciones como Tornillo Eterno, Aunque a nadie ya le importe (quizás la canción más importante de mi adolescencia), El árbol de la vida o la gran crónica de lo existencia de un laburante que es Homero.

 

Sebastián Pujol

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s